viernes, 10 de noviembre de 2006

Piqué, picá... tocamelá

Si digo que Piqué no es santo de mi devoción no creo que descubra nada nuevo. Si lo que digo es que es un gilipollas, pues tampoco descubriré nada nuevo. Asi que voy a ve si encuentro alguna novedad que brindaros. Y la he encontrado en LibertadDigital.com.

Supongo que conoceréis más que de sobra los resultados de las elecciones catalanas, que habréis oido hablar del ataque de cuernos de Artur Más, que hay un nuevo gobierno, esta vez no tripartito, sino "D'Entesa" (de entendimiento, pero solo en catalán) y que un personaje pro movimiento ocupa se encargará de las fuerzas de seguridad catalanas. En fin, lo de siempre en cataluña, ¿no?

Pues no, una banda de irreductibles catalanes y españoles (da pena pensar que se tenga que hacer esa diferenciación) va a resistir a partir de ahora en el Parlament de Catalunya (para ellos Parlamento de Cataluña, lo mismo que para mí a partir de este momento). Esos irreductibles tienen un nombre muy cívico: Ciutadans/Ciudadanos. Curioso partido político: ni aparecía en las encuestas, ni se consideraba a Albert Rivera candidato a la Generalidad Catalana... y va y resulta que saca 3 escaños y, por muy pocos votos, no sacó un cuarto. Una lástima. Se lo tendría que haber llevado y quitárselo al PP.

El nuevo partido llega con ganas de molestar, tocar los cojones, ser la mosca cojonera del Parlamento Catalán... justo lo que hace falta en esa cuasi-dictadura nacionalista en que se ha convertido Cataluña. Y parece que este hecho molesta a Piqué:

Albert Rivera ya ha dicho que en el Parlamento Catalán, los representantes de su partido hablarán en castellano siempre que les dé la real gana. Como lengua cooficial en Cataluña no debería haber ningún problema, pero resulta que la última vez que se habló en ese Parlamento en castellano, todos los diputados (o como coño se quieran llamar) salieron de la sala. Una vergüenza, la verdad. Pero no, a Piqué lo que le parece vergonzoso es que se quiera hablar en castellano en España, si señor. "Hay que evitar la provocación y la confrontación lingüística" ha dicho el cacho de imbécil de Piqué. ¿Cómo que provocación y confrontación? ¿Hablar en una lengua oficial es provocar? Provocación sería ir al Parlamento Español y hablar en Catalán, que es lo que hizo Puigcercós, Carma Chacón y otros adalides de la tolerancia. Pero lo que hará Albert Rivera y sus compañeros es, a día de hoy, un acto de heroismo.

ÁNIMO ALBERT

10 Comments:

Anonymous Anónimo said...

Piqué debería estar en CIU hace años y Rajoy --como no tome las riendas con firmeza-- va a ver como el PP sigue el mismo proceso de suicidio que UCD.

5:33 a. m.  
Anonymous J said...

Considero que los de Ciutadans tienen todo el derecho de hablar en castellano en el Parlament de Catalunya, pero pido exactamente el mismo trato en el Congreso de los Diputados. España es un estado donde hay más de una lengua oficial, así que se debería dejar hablar a cualquier diputado en cualquiera de esos idiomas.

Mientras nos negueis esto, no nos deis a nosotros lecciones.

9:07 a. m.  
Blogger tiomilio said...

Cuanta razón tienes, cerrajero.

J, hay una ligera diferencia entre el Parlamento Español y el Parlamento Catalán: en el catalán hay dos lenguas oficiales, mientras que en el español hay solo una. Entre otras cosas porque la lengua oficial de España es el Castellano o español, manteniéndose la cooficialidad con otras lenguas en aquellos sitios donde haya más de una lengua reconocida.
Ningún parlamentario español tiene la obligación de hablar ninguna de las lenguas cooficiales que hay en España. Solo el español es obligatorio.

Reclamar hablar en catalán en el Parlamento es lo mismo que ir a Rusia y hablar en Francés en el parlamento, por poner un ejemplo.


tiomilio

5:45 p. m.  
Anonymous J said...

Estoy totalmente en desacuerdo con tu afirmación. No puedes comparar la relación Rusia-Francia con España-Catalunya, a no ser que los consideres estados diferentes (que no lo son ni tú lo deseas).

Vale que el español es el único idioma "obligatorio" en toda España, pero eso no quita que el estado deba proteger y defender todas sus lenguas (las lenguas son patrimonio de la humanidad). Y quien debe empezar por hacer eso es el parlamento nacional.

Esa es mi opinion, y ademas creo que si eso sucediera no habria tanta radicalización. Me parece que el principal problema de España es que hay demasiado enfrentamiento por temas que a estas alturas no deberian tener tanta importancia.

7:07 p. m.  
Blogger tiomilio said...

Pero, ¿por qué con mis impuestos se debe sufragar el pago de traductores para que haya gente que utilice una lengua totalmente distinta a la oficial? El ejemplo de Rusia y Francia es perfecto: ni el francés es oficial en Rusia ni viceversa.

La lengua es un vehículo para el entendimiento entre las personas, y utilizar otra lengua distinta a la común de dos o más personas es dificultar el entendimiento entre ellas.

Si usted cree que sería un avance democrático en el Parlamento que Duran i Lleida hablase en catalán, Erkoreka en vascuence, algún asturiano en bable, Fraga en gallego, Zapatero en ilionés (aunque Zapatero es vallisoletano de nacimiento), uno de la Vall d'Aran en aranés, uno de la Comunidad Valenciana en valenciano, un murciano en panocho, un canario en guanche... allá usted. Yo creo que se entenderían más y mejor hablando todos en castellano, que es lo que hacen

7:39 p. m.  
Anonymous J said...

¿Y porqué en castellano? Con esa teoria de que es mejor hablar el idioma que usan mas personas, nos ponemos a hablar todos en Chino, y asi no haria falta ningun tipo de traductor en el mundo y todos nos entenderiamos...

Venga va! Pongamonos serios. Lo que no se puede hacer es menospreciar las lenguas de los demás por el mero hecho de que sean minoritarias. Y, como ya dije, yo creo que el estado debe proteger las lenguas que habla su pueblo.

11:08 p. m.  
Blogger tiomilio said...

Pues el castellano porque es la lengua oficial de TODOS los españoles. Ni más ni menos.

Eso de que el chino es la más hablada... ¿sabe cuantos dialectos de chino hay? Apuesto algo que un chino del interior del país no sabe lo que dice uno de Beijing, por poner un ejemplo. Además, el español o castellano es una de las lenguas que más está creciendo en todo el mundo. Todos quieren aprender español o castellano en cualquier parte del mundo, salvo en España donde hay sitios donde está prohibido su aprendizaje

Y no se está, de ningún modo, menospreciando a ninguna lengua. Al que se menospreciaría sería a aquél que no entiende lo que le están diciendo en el Congreso porque alguien haya tenido la idea de hablar en, por ejemplo, vascuence


tiomilio

3:45 a. m.  
Anonymous J said...

Lo dejo, porque no nos vamos a entender nunca.

Mi idea es la de una España plural, mientras la tuya es la de una España muy concreta... Precisamente es ese tipo de posturas las que hacen que haya personas que no deseen ser españoles.

4:05 p. m.  
Blogger tiomilio said...

Yo no lo veo así. Además que no entiendo eso de una españa "plural" ¿no son plurales las autonomías?


tiomilio

5:10 p. m.  
Blogger RPP said...

Piqué es bastante gilipollas, si señor, con todos los respetos a su corte de pelo

9:10 p. m.  

Publicar un comentario

<< Home